Estuvieron en esta ceremonia las y los colegas y amistades Guadalupe √Āngela, Enna Osorio, Cristian Gomez y Alan Vargas como moderador, donde, adem√°s, se present√≥ el libro¬†Nada me faltar√°, novedad editorial de Almad√≠a en colaboraci√≥n con Luz y sonido.

Fue Guadalupe √Āngela quien abri√≥ el di√°logo recordando que Molina ‚Äúse destac√≥ por impulsar la poes√≠a en Oaxaca. Ofreci√≥ muchos talleres, empezando en el IAGO. Nada me faltar√° muestra las diferentes fases de la poes√≠a de Pepe y los temas que le interesaban. Estar√≠a inmensamente feliz de ver esta obra‚ÄĚ. Para finalizar, ley√≥ un poema escrito por el tambi√©n amigo Freddy Aguilar.

Enna Osorio habl√≥ sobre su experiencia de aprendizaje con Molina, de quien dijo, fue alumna. ‚ÄúCon Pepe acced√≠ a otras formas de lenguaje. Su manera de explicar y compartir era humilde y emp√°tica, sin ning√ļn grado de elitismo. Era muy rico, un maestro‚ÄĚ. Sobre las caracter√≠sticas de su obra, apunt√≥ que ‚Äúdeja claro que la poes√≠a, es una postura de rebeld√≠a, una forma de resistencia. En tiempos violentos, una forma de decir aqu√≠ estoy y no me voy a ir‚ÄĚ.

G√≥mez, quien es autor del pr√≥logo de Nada me faltar√°, expres√≥ sobre este texto que ‚Äúlas circunstancias nos obligaban a hablar de √©l como amigo, pero no quer√≠a olvidar que era un escritor de peso, un imprescindible. Era un maestro que no necesitaba una jerarqu√≠a para ejercer ese apostolado por el cual lo quer√≠an tantos. Dej√≥ trazados varios caminos, y ser√°n los poetas, los lectores, los que aprendieron de √©l los encargados de continuarlos‚ÄĚ.

Para finalizar, tom√≥ la palabra Guillermo Quijas-Corzo L√≥pez, director general de Almad√≠a, quien expres√≥ que ‚Äúla publicaci√≥n de este libro es para nosotros saldar una deuda que no logramos cubrir en su momento, pero que ahora la agarramos como un compromiso importante para nosotros por todo lo que representa para Oaxaca, para la editorial, porque realmente nos gusta y creemos que lo queremos hacer‚ÄĚ.

Vania Res√©ndiz Cerna, presidenta de Fondo Ventura, asociaci√≥n civil organizadora de la¬†FILO, expres√≥ que ‚Äúen medio de toda la emoci√≥n que nos genera la¬†FILO, inmersos en la fren√©tica y gozosa actividad de la palabra, no olvidamos a quienes han partido en estos meses. Hombres y mujeres que amaron las letras y las cultivaron, que hicieron un jard√≠n en sus d√≠as y sembraron para el presente y el futuro‚ÄĚ.

Finalizaron con la entrega del Reconocimiento FILO a la Trayectoria a la familia del autor, que se declaró agradecida con el homenaje al poeta.
               
El Reconocimiento FILO a la Trayectoria persigue enaltecer y valorar, anualmente, a mujeres y hombres de la sociedad civil que a través de su actividad, oficio o profesión han enriquecido nuestra cultura. En la 39 FILO fue otorgado de manera póstuma a los poetas José Molina y, días antes, a Rocío González.